Secretos y mentiras


30 de octubre, 20 h.

Secretos y mentiras (Secrets and lies)
Gran Bretaña, 1996, 141 min.
Dirigida por Mike Leight
Guión de Mike Leight
Música de Andrew Dickson
No recomendada para menores de 13 años



RECOMENDACIÓN DIDÁCTICA:

Edad: alumnos mayores de 16 años, padres y profesores.
Áreas: Tutoría,
Inglés, Lengua, Psicología, Escuela de Padres.


ARGUMENTO:

Al morir sus padres adoptivos, Hortense, una joven optometrista negra de Londres, siente la necesidad de conocer a su madre natural, que la dio en adopción nada más nacer. Ésta resulta ser una madre soltera que trabaja en una fábrica con infinidad de problemas laborales y familiares.



DATOS DE INTERÉS:


- Esta película, estrenada en 1996, tuvo mucho éxito de crítica y público, tanto en Gran Bretaña como en el resto del mundo.

- Obtuvo, entre otros, la Palma de Oro en el Festival de Cannes y el Premio a la mejor actriz para Brenda Blethyn (la madre). Además, fue nominada en cinco categorías para los Oscar de Hollywood (película, actriz, actriz secundaria, director, guión original). También consiguió el Globo de Oro y el BAFTA a la mejor actriz.

- En España fue galardonada con el Premio Goya a la Mejor película europea.

- Film independiente, escrito y dirigido por Mike Leigh, por entonces un semidesconocido, se rodó en Londres y alrededores y en estudio, con un presupuesto realmente bajo.

- Se trata de un clásico de los noventa. La película se enmarca en la corriente del cine social inglés de carácter realista, que retrata la vida cotidiana de la clase media y media-baja al tiempo que aprovecha para realizar una crítica social de gran calado.




SUGERENCIAS PARA EL DEBATE:

- Los dos grandes temas de esta película son la familia y la comunicación. Analiza cómo el lenguaje de esta familia está repleto de mentiras, medias verdades, prejuicios, secretos, malentendidos, disimulos, hipocresías o, directamente, silencios. Parece haber una continua dificultad para ser sinceros. En suma, nos encontramos con una extensa gama de expresiones de la incomunicación. Otros temas secundarios en el film: la adopción y la discriminación racista. En este último sentido, hay que destacar que el tratamiento huye de lo convencional pues, tras la primera sorpresa (tanto de la hija como de la madre) no se le da mayor importancia, lo cual es un gran acierto ético.

- Sólo la aparición de Hortense parece poner un poco de orden en las vidas de toda la familia. Lo que aporta, además de algo de sentido común, es comunicación, una comunicación franca, directa, amable, sencilla. La comunicación crea el cariño. Se trata de una de las grandes lecciones de esta película y se genera en esa dirección: primero comunicación, luego cariño.

- La narración destaca por su sobriedad, su carácter realista y su naturalidad, que repercute decididamente en la verosimilitud de la historia. Ese carácter se acentúa más pues retrata las frustraciones y modo de vida de personas modestas y sencillas, totalmente reconocibles.

- La película posee una gran intensidad emocional que va in crescendo, alternando además momentos dramáticos con momentos cómicos, que es el cóctel más apropiado para remover los sentimientos en cualquier narración.

- La música, basada sobre todo en los acordes del violoncello, potencia la sensación de soledad de los personajes.

- Obsérvese la facilidad del director para crear personajes con pocas trazadas. Especialmente logrado, por lo efímero pero profundo del retrato, es el personaje del antiguo dueño del laboratorio de fotografía. Se trata de un verdadero prodigio. Analícense, en este sentido, otros personajes secundarios perfectamente retratados como el novio de la hija (el constructor de andamios), la amiga de la hija negra o la asistente del fotógrafo.

- Las escenas en el laboratorio de fotografía sirven para realizar un metarretrato de la sociedad inglesa media. Por allí desfilan inmigrantes, matrimonios mal avenidos, familias numerosas, exhibicionistas, mayores, jóvenes presumidos, familias bien, accidentados resentidos que desean cobrar el seguro, etc. Se trata de escenas particularmente rentables, pues al tiempo que retratan la sociedad subrayan la profesionalidad del protagonista y, por último, sirven de contrapunto cómico a los grandes momentos dramáticos del film. Sin duda, constituye un logro del guión.

- Los protagonistas de esta historia soportan una gran carga emocional acentuada aun más por sus problemas de comunicación. Sin embargo, Hortense es el contrapunto de todos ellos, ya que es contenida y serena, todo lo contrario que su madre natural. Se trata de un personaje que se relaciona en cierto modo con Edipo, pues se debate entre la necesidad de conocer y el riesgo de hacerlo, pues sabe que sufrirá y hará sufrir. Sin embargo, también como Edipo, elige conocer.

- Para los compañeros de idiomas, esta película, en su versión original, constituye un ejemplo inmejorable para analizar el lenguaje cada vez más alejado entre sí de la clase culta (ilustrada, instruida, con ciertos estudios, representada por Hortense) y la clase media-baja del país (representada por su madre y, sobre todo, por su hermanastra). El lenguaje, por encima de cualquier otra consideración, es lo que distingue a estas personas. Esta fractura lingüística, reflejo de lo social, se percibe en Gran Bretaña desde hace años. ¿Crees que en España esta fractura se está produciendo de la misma manera?

- Además de la comunicación en la familia, esta película plantea el tema de las adopciones y de cómo ciertos cambios en la legislación social británica permite a los hijos conocer la identidad de los padres. Analiza, en este sentido, la entrevista de Hortense con la asistente social.

- Por último, merece destacarse la escena final de la película, verdadera escena-catarsis donde confluyen, acaban de anudarse y empiezan a desatarse los problemas de la familia. En este sentido, hay que analizar la actuación ejemplar de Maurice, el hermano fotógrafo, verdaderamente trágico y moderno, que siempre ha querido agradar a todos pero se encuentra con que las tres personas a las que más quiere no se soportan entre sí.



WEBS DE APOYO:


- Ficha técnica extendida y críticas de la película.
- Información wikipedia sobre la película.
-
Críticas sobre Secretos y mentiras.
-
Reseña especializada.
- Bibliografía sobre
regulación de adopción nacional e internacional.
-
Historia de la adopción.
-
El director Mike Leigh. Biografía, filmografía y fotos.
- Entrevista a Mike Leigh sobre su película más polémica, Vera Drake.
- Artículo en red sobre
la necesidad de la comunicación en todos los ámbitos.
- Familia y comunicación.
-
La adopción en España. Breve guía.
- Serie de artículos y links sobre el papel del
diálogo y la comunicación en la familia.
- La comunicación en familia (Cnice).
- El cine contemporáneo ante la realidad familiar. Serie de artículos e ideas en cinemanet para abordar el tema de la familia contemporánea y el cine.




OTRAS PELÍCULAS

(que abordan el tema de la comunicación en la familia):

- The Savages, EE.UU., 2007, de Tamara Jankins (familia y atención a mayores).
- Familia, España, 1996, de Fernando León de Aranoa (adopción de una familia de actores).
- A.I. Inteligencia Artificial, EE.UU., 2001, de Steven Spielberg (adopción de niños robots).
-
Las mejores intenciones, Suecia, 1991, de Bille August (familia y estamentos sociales rígidos).
- Celebración, Dinamarca, 1998, de Thomas Vinterberg (familia e incesto).
-
Cosas que importan, EE.UU., 1998, de Carl Franklin (regreso a la familia).
- Los increíbles, EE.UU., 2004, de Brad Bird (familias de animación extrañas, superhéroes)
-
Qué bello es vivir, EE.UU., 1946, de Frank Capra (familia, crisis económica y emociones).
-
El milagro de Ana Sullyvan, EE.UU, de Arthur Penn, 1962 (familia, educación y discapacidad)


APUNTES DIDÁCTICOS

- Se trata de una película no recomendada para menores de 14 años.
- Podría proyectarse al segundo ciclo de E.S.O. y a Bachillerato, así como a Escuelas de Padres como ejemplo de problemas de comunicación entre la familia.
- Es muy recomendable en su versión original para los profesores de Lengua Inglesa porque se perciben muy bien los registros del lenguaje coloquial de las clases instruidas en contraste con las menos instruidas en Gran Bretaña. RP English (lengua estándar culta, representada por Hortense) en contraste con el lenguaje de las clases menos instruidas.
- Si se desea trabajar con secuencias, probablemente las tres escenas claves que mejor ilustran la incomunicación familiar son:
*La escena en la que Maurice va a visitar a su hermana sin ésta esperarlo.
*La escena del encuentro entre Cynthia y Hortense.
*La escena final desde el comienzo del almuerzo, que significa el desenlace.


MATERIAL AUDIOVISUAL
(Se recomienda no ver estos vídeos antes de ser proyectada la película)


82 comentarios:

Clase dijo...

Me ha encantado tu blog me gustría que visitaras el mio es de orientacion y tutoría en el hay una seccion de videoforum que voy a ompletar con un enlace a tu blog que es muy interesante si el mio te gusta me puedes agregar a tu blogroll

http://orientacionandujar.wordpress.com/

Anónimo dijo...

Me ha gustado mucho la película y ha superado mis espectativas. Me ha gustado, sobre todo, lo bien tratados que están temas tan duros como los que se exponen y la genialidad de los momentos y comentarios cómicos o grotescos que relajan al espectador sobrecogido por el dramatismo de la película.

Con respecto al tema del ciclo: LA COMUNICACIÓN, me haría dos preguntas que utilizaría para motivar un debate
1ª ¿Por qué nos resulta más fácil abrirnos y comunicarnos con un extraño?¿Es por autoconservación, por inseguridad, por mantener nuestra imágen frente a los demás...?
2ª ¿Es necesario llegar a tocar fondo en las relaciones que nos importan para recuperarlas y hacer resurgir la felicidad de los implicados?
Un saludo.
Celia Hoyos García

Elena Torres dijo...

A mí sin embargo no me gustó nada.
Didácticamente, se le puede sacar provecho, pero como película en sí, me parece que el director podría haber contado lo mismo en poco menos de una hora. Veo completamente innecesarias las más de dos horas que empleó. Me ha parecido lentísima y pesada desde el principio. Una lástima, porque ya me hizo estar incómoda desde el primer momento, más pendiente de cuándo se acabaría que realmente lo que contaba.

En cuanto a las preguntas que planteas, Celia, yo creo que quizás nos cueste menos ser amables con los que menos conocemos porque no tenemos una implicación real con ellos que vaya más allá del pequeño momento que estemos compartiendo. Con los familiares y amigos más íntimos, entran en juego nuestras propias dificultades y las de los demás, la convivencia, el conocer los defectos,... que chocan y van ranciando las relaciones si no se cuidan y se echa mano del diálogo.
Bueno, y en ocasiones casi ni el diálogo lo salva.

Elena Torres Bautista

Anónimo dijo...

En la presentación de la película se hizo referencia a la multitud de temas que son tratados: incomunicación, soledad, adopción, retrato de la clase social inglesa media y baja, racismo… Lógicamente esta amplia gama de temas puede enriquecer la película pero a la hora de proyectar un trabajo con los alumnos puede resultar problemático.
Por eso creo que para no perdernos en todas estas historias lo mejor puede ser seguir cierta línea interpretativa.
Dentro de las sugerencias del debate que aparecen en la página (http://edukacine.blogspot.com/) me parecen relevantes dos puntos: se relaciona a Hortense con Edipo y habla de la última escena en términos de catarsis. Por tanto, el psicoanálisis puede ser una guía para interpretar la obra y, a la vez, conocer la teoría de Freud. Posibles relaciones: 1) En “Secretos y mentiras” se insiste en como ambos pueden romper los lazos familiares. En el psicoanálisis se establece una relación directa entre represión (secreto inconsciente) y síntoma histérico (que puede aflorar de muy distintos modos: afasia, ceguera temporal, e incluso en una conducta maniática -limpieza compulsiva en la película-…). 2) La escena final como catarsis: los problemas se solucionan cuando se verbalizan. En el psicoanálisis la cura aparece en el momento en el que el paciente rememora aquel recuerdo inconfesable, y por ello reprimido… 3) El sexo como tema tabú (la madre insistiendo a su hija en los métodos anticonceptivos y el rechazo de ésta por seguir con la conversación). El psicoanálisis también aborda la sexualidad y ello provocó muchas críticas (al hablar de la sexualidad infantil, por ejemplo)…

Néstor Suárez Triguero

GLORIA Mª ACEITUNO SIMANCAS dijo...

La película "Secretos y mentiras" me ha gustado bastante. Sin saber muy bien la razón, esperaba otro tipo de argumento.
En ella he visto una realidad "desnuda" y muy realista: lo difícil que puede llegar a ser, simplemente, que seamos sinceros. Lo duro de la soledad de aquellos para quienes la “comunicación” es asignatura pendiente.
Sin querer parecer "ingenua", pienso, que refleja una parcela de la vida misma, quizá, aquí, mostrada en un cierto grado de crudeza, de sarcasmo, incluso, humor ácido. Habla de la vida de personas “invisibles”, doloridas, resentidas, que no son felices porque han olvidado incluso saludarse con cariño.
Creo que esta película nos ha hecho a todos, cuanto menos, reflexionar, independientemente de que nos haya gustado más o menos.
Comprender dónde está la raíz del problema en la ausencia o falta de comunicación, es un proceso bastante complejo. Lo cuál se convierte en un círculo vicioso: el no entenderlo hace que cada día se acentúen más y más dichos problemas.
La comunicación se hace mucho más difícil cuando los esquemas vienen dados ya rotos. Pero sólo llegamos a reaccionar si la casa se nos cae encima… Si nos pusiéramos en la piel de cada uno de ellos, estoy segura que entenderíamos la razón de sus actos.
¿No se tratará sólo de eso…? de ponernos en el lugar de los otros, de sentir cierta empatía con quien tenemos al lado. Pero ¡cómo nos cuesta entender lo que no queremos entender!, ¿verdad?
Cuantas veces hemos vivido situaciones que se habrían solucionado de mejor forma, si nuestro “aparato comunicativo” hubiera funcionado de forma más saludable.
Un día descubrimos y decidimos que, ocultando aquello que nos hace daño, evitamos enfrentarnos a la parte de nosotros que menos nos gusta. Silenciamos lo peor, lo menos agradable, lo gris,... de nuestras vidas, para no recordar lo que nos hace sufrir. Lo que se muestra en este relato fotográfico es que la verdad puede ser, en ocasiones, dolorosa, y el ser humano desea evitar ese dolor, ya sea de forma consciente o no. Al hacerlo, enmudecemos, rompemos el lazo que nos une al mundo más cercano, y por eso, creo, nos cuesta mucho menos confiar en un desconocido, con el que daría la sensación de empezar de cero. Creo que en base, fue lo que le ocurrió a Cythia con su hija Hortense.
Dada nuestra sociedad, nos hemos amoldado a patrones de conductas, que nos revierten cierta seguridad, en los cuáles impera el silencio y la omisión de lo que nos hace más vulnerables. Hablamos de problemas comunicativos, pero ¿nos paramos a analizarlos y a solucionarlos realmente?

Por otro lado, no me ha parecido lenta, creo que ha sido una estrategia para comunicar esa sensación de hastío, y pausa que viven los personajes.


Al final la solución se resume en una frase de Hortense, cuando dice algo así como que siendo sinceros desde el principio, evitaremos hacer daño a los demás.

ester dijo...

Para comenzar creo que la película puede ser didáctica para los alumnos, pero al igual que Néstor opino que trata demasiados temas tabú que aún hoy día existen en nuestra sociedad, por lo cual algunos alumnos pueden tener dificultades a la hora de comprender todo su significado.
Yo me centraría en el personaje de Hortense, de como busca a su madre biológica y como descubre que es blanca.
Lo que me ha gustado de la película es la forma en que al inicio cuenta la vida por separado de cada personaje y como poco a poco van entrecruzándose las historias, formando una red de secretos que se desvelan al final.

Saludos.
Esther Vizcaíno Jaén.

Gloria S.-Cortés dijo...

La peli me ha resultado muy interesante y muy bien interpretada. Me gustan los temas sociales y cercanos.
Para mí el tema fundamental, aunque haya muchos otros, es la hipocresía que existe en la sociedad. Cuando una persona no cumple con el perfil qe exigen las normas sociales (no poder tener hijos, tener un hijo/a fuera del matrimonio, ser madre adolescente...) y, "por degracia" se ve metida en ese grupo, trae como consecuencia el tratar de ocultarlo, no sólo a los demás sino también a uno mismo. Padece con ello y finge haber superado ese trauma, pero cuando algo se interpone y quiere sacar ese recuerdo de su rinconcito, llega la revolución a su conciencia, que trata de continuar haciendo caso omiso, o, como sucede en la peli,se rebela contra lo establecido para aceptarse a sí misma con todas las consecuencias.
El papel de Hortense me parece muy educativo, por su serenidad a la hora de resolver sus problemas y por la dulzura con que trata a su madre biológica desde que habla la primera vez con ella.

ANTONIO LUCAS MACARRO dijo...

Cuando se pretende tratar tantos temas en una sola película, se corre el riesgo de que sea demasiado densa y larga o de que se toquen los temas superficialmente. En el caso de " Secretos y mentiras " creo que se ha caído en el primero, haciendo una primera parte demasiada larga y lenta.A pesar de ello,los temas son tratados con naturalidad y realismo y el final queda redondo. Es una película excesivamente triste, a pesar de los toques humorísticos de los retratos.Cuando la comunicación falla, que es el tema del ciclo, los secretos y mentiras configuran la opción que el director elige analizar, pero
¿ No configuran otra escapatoria las medias verdades ? ¿ Es la pura sinceridad la opción más aconsejable ? Realmente como dice la protagonista, diciendo la verdad, ¿No hacemos daño a nadie ?
El logro de esta película es que nos hace reflexionar sobre cada uno de los temas apuntados.La adopción,la soledad,la comunicación entre hombre y mujer,entre madre e hija, los problemas familiares, las diferencias sociales, la rutina, la falta de futuro. . . Salimos de la sala y nos llevamos los deberes para casa.

R. Inmaculada Martín Salazar dijo...

Creo que es una película muy humana. Toca varios temas pero para mí, el más importante es el de la necesidad de cariño y amor que tenemos todas las personas. Lo que hace que puedas querer, viene a través del conocimiento y éste, a través de la comunicación. Es increible observar cómo cambian todos, cuando se cuentan sus más íntimos secretos. Eso los iguala y los une.

Muy buenos todos los actores y en particular la protagonista,(la madre); me parece genial.

También me parece que el final está muy bien conseguido, con esa sensación sosegada de felicidad que se les adivina a las dos hijas y a la madre tomando el sol en el patio.

Es una película que te sensibiliza,te da un toque de atención para no despistarte en ese sentido. La comunicación es primordial entre la familia y entre las personas en general.Este es un tema que se puede tratar en cualquier tutoría de la ESO, aunque el visionado de la película sería más adecuado a partir de 4º curso. Me ha gustado mucho.

Participo en el curso:

R.Inmaculada Martín Salazar

Guadalupe Montero de Espinosa dijo...

Me ha parecido una película muy dramática en la que los problemas de comunicación son notables. Personalmente destacaría que, aunque a primera vista la madre biológica es el personaje quizás más inestable de los que aparecen, los problemas de comunicación no se centran exclusivamente en ella sino que forman parte de una dinámica familiar que impide el que puedan apoyarse unos a otros. La impresión constante a lo largo de la película es de soledad, todos están solos puesto que sus secretos les impiden compartir plenamente con los demás y ello les lleva a una espiral de engaños y ocultación que sólo genera sufrimiento para todos.
Otro punto a destacar es que sólo cuando se produce un acontecimiento que desestabiliza el precario equilibrio familiar (la llegada de Hortense a la familia) son capaces de abrirse a los demás, lo que genera una situación de catarsis colectiva y augura una nueva dinámica familiar de ahí en adelante.
Creo que a la película le falta profundizar un poco más en la vida de la familia adoptiva de Hortense ya que por lo poco que dejan traslucir, la muerte de la madre provoca nuevas situaciones en ella.
En mi campo, Educación Especial quizás sirviera más para trabajar con las familias la importancia de apoyarse en la familia para afrontar las situaciones difíciles, desde la sinceridad y la comprensión.
Saludos.

Anónimo dijo...

Para empezar, la película es larga, pero tengo que decir que no se me hizo pesada como a otros. Me gusta la forma en que se abordan los distintos temas:incomunicación, adopción, racismo, convivencia, etc.
Para mí el tema central es la falta de comunicación,aparte de la comunicación inapropiada cuando existe; y me parece hoy día un asunto importante a tratar con los alumnos, que a pesar de contar con plena libertad de expresión, no conocen el DIÁLOGO.
Destacaría por tanto la tormentosa relación entre madre e hija, cómo se hablan, qué poco cariño y respeto se transmiten y qué vacías parecen sus vidas a causa de ello.
Por otro lado, Hortense simboliza la buena comunicación, y esto hace que la relación madre e hija sea mejor: salen, disfrutan la una de la otra, ríen, etc.
En otro plano, está Mourice, que también representa la comprensión y el diálogo, y cada vez que intenta acercarse a su esposa se encuentra con un muro, debido a su imposibilidad de tener hijos.También en ella vemos un lenguaje grosero y despectivo hacia su marido. Lo mismo ocurre con los demás personajes, excepto Hortense.
Al mismo tiempo, el director representa las diferencias sociales con la forma de expresarse de los personajes. La clase media-baja utiliza en este caso un lenguaje mucho más vulgar, brusco e inapropiado.
Es importante también mencionar que se trata el tema de la adopción y lo que esto conlleva, pero yo lo dejaría en un segundo plano en clase.
Resumiendo, sería interesante para una clase de idiomas, analizar cómo se expresan los personajes según su circunstancia social y familiar. Y para cualquier tutoría se podría tratar el uso del diálogo para solucionar problemas, aparte de los otros temas que aparecen, como el se la adopción y los prejuicios sociales,etc.
Rosa I. Tamurejo.

pedro centeno dijo...

Hola a todos los de la Plaza del 7º Arte.
La película me ha gustado, debo decirlo, y sobre todo la delicadeza con la que trata asuntos tan espinosos como son las relaciones interpersonales, en especial dentro de la familia, el ámbito más sensible. Especialmente me ha gustado el hecho de que el tema racial prácticamente no se mencione, lo cual demuestra gran inteligencia: lo que importa son las personas, no su color.
El guión también es corrctísimoi, así como las interpretaciones, en especial la de Brenda Blethyn.
Lo único que le reprocho a la película es un cierto exceso de austeridad formal. Bien está que es cine realista, y que la sociedad que retrata no es precisamente el colmo del glamour. No creo que se pueda resolver una película, por social que sea, con dos planos generales y multitud de primeros planos, y además fijos.

Anónimo dijo...

No voy a valorar la película, y menos cuando tiene 5 nominaciones a los Oscar, Premio Goya a la mejor película, Globo de Oro, Palma de Oro en el Festival de Cannes, premio a la mejor actriz. Si me gusta o no, tampoco me parece oportuno. En cuanto a la aplicación didáctica de la película en el aula, considero que la temática principal son los dos embarazos no deseados que "sufre" la protagonista. Sobre la comunicación no lo considero el tema principal, puesto que las víctimas de traumas, violaciones,o negros acontecimientos no cuentan a "nadie", ni siquiera a un desconocido, como dicen algunos, (que es más fácil), sus problemas, ¡y menos a un desconocido¡, hay una abundante bibliografía sobre psicología jurídica al respecto.

El problema de los embarazos no deseados es muy abundante en la gente joven. La protagonista, según se deduce a medida que se desarrolla la película, padece una violación y "decide"(no sabemos, aunque parece que no exactamente) seguir con su embarazo. Según las estadísticas, la mayoría de las mujeres en estos casos decide tener a su hijo. A las jóvenes hay que enseñarlas a "defenderse" de estas situaciones, a decir no, y a culpabilizar al agresor, no a ellas mismas. Sólo el agresor es responsable y hay que recurrir a ayuda profesional puesto que si no se hace, la experiencia durará toda tu vida y afectará a todas sus facetas. La protagonista tiene un segundo embarazo, también no deseado, ¿qué medidas de protección tomó?, probablemente ninguna. Es preciso insistir en la educación sexual, adecuada,porque muchos de los problemas que se reflejan en la película podrían haberse evitado ( por ello Cinthia Ross insiste a su hija sobre el tema de los anticonceptivos). Se puede hablar de de los problemas psicosociales que tienen las madres solteras con los alumnos. Estos problemas no son ficción, puesto que muchos de ellos son hijos de madres solteras, o han sido abandonados. Existen medios para evitar un aborto o un embarazo no deseado, hay que insistir en la educación sexual, insistir, insistir y resolver las dudas a los adolescentes.La protagonista no lleva las riendas de su vida, sus circunstancias la arrastran: aprender a decir no, y aprender a luchar contra las circunstancias, y si es necesario, pues se pide ayuda. Creo que sería el mensaje dirigido a los alumnos. Generalmente en situaciones que desbordan, se puede sufrir estrès postraumático, hay que concienciar a todos,( ya que en muchos casos la familia no está disponible), a ayudar,( a Cinthia Ross ni su padre ni su hermano la ayudan). No juzgar a los demás, puesto que no sabemos lo que haríamos si estuvieramos en su piel (la hija que vive con ella, la juzga). Adoptar una actitud de calma y respeto, comprensión, no hacer interrogatorios, porque la verdad es dolorosa, y no se debe insistir constantemente en circunstancias desagradables. Y recordarles que GRUME es el grupo de denuncias de abusos sexuales de la Policia Nacional, el EMUME es de la Guardia Civil. En Extremadura tenemos el teléfono gratuito de la mujer 900500335. Asistencia de la Unión Regional de Extremadura en Mérida, 924319961.

Hay que educar para proteger también contrA las drogas puesto que en muchos casos conducen a situaciones peligrosas y muchas de ellas se utilizan en las violaciones, como el Rohupnol, o Benzodiacepina, el zolpidem, el trizolam, la escopolamina o burganda, el gammahidroxibutirato o éxtasis líquido, la ketamina... Con la película se puede abordar también este tema.

¿La comunicación?, hay un derecho que es el derecho a la intimidad, no creo que la sinceridad sea tan buena en muchos casos, ¿Prefieres creer que tus padres son médicos, que te quieren o, que eres fruto de una violación y que tu padre seguramente será un delincuente sexual y tu madre es una pobre desesperada?, La respuesta sería muy personal, algunas personas quieren saber la "verdad" a toda costa, sin mirar las consecuencias. Hortense quiere conocerla porque ha tenido una infancia feliz y no puede pensar que la realidad sea tan atroz. ¿Pero cómo afecta a la imagen personal, a la propia imagen?. ¿Por qué está tan valorada la verdad?.La ley de adopción Internacional reconoce el derecho de los adoptados una vez cumplen los 18 años a conocer sus orígenes, está en los Derechos del Niño de las Naciones Unidas y España así lo ratificó en 1990. El adoptado es el único con derecho, para todos los demás, la madre biológica tiene derecho a su intimidad personal.

Así que seamos generosos con los demás y no los interrogemos, ni juzguemos, ni pongamos en situaciones violentas. Verdades hay muchas, no hay una única verdad. ¿De quién es en realidad hija Hortense de sus padres adoptivos o de su biológico padre-violador?, ¿cuál sería la verdad en este caso?.¿Cuál sería tu respuesta?

Millán Paredes, Sara

Anónimo dijo...

La película es muy pesada y muy lenta,yo esperaba algo más.
Me ha parecido demasiado dramática.
No creo que sea posible que haya en la realidad,familias de este tipo con una mujer con tanta falta de personalidad,y tan poco espíritu a la hora de afrontar lo que es la realidad de su vida.

Anónimo dijo...

La película me ha encantado, hacia tiempo que no disfrutaba en una película de este tipo tanto. Es difícil, trantando los temas que se tratan, y retratando el tipo de personajes que se retratan sacar sonrisas y carcajadas del espectador y se escuchararon muchas durante la proyeccción. Encuentro que los temas fundamentales de la película están tratados con buen gusto y me parece realmente fantástico que el racismo no aparezca como problema añadido a esta peculiar familia.Siempre la incomunicación genera graves problemas de relación y conlleva un aislamiento que concluye en esas escenas de soledad tan aplastante en las que se mueven todos los personajes.
Quizás el principio de la película resulta algo lenta pero en cuanto empiezas a hilar personajes empiezas a interesarte por sus vidas.
El retarato de la sociedad inglesa me pareció genial.
Un saludo.
Remedios Climent Mata

Carmen Loureiro dijo...

Hola a todos.
La película me ha hecho reflexionar y ha dejado huella durante varios días, que en nuestro mundo vertiginoso, no es poco.
Me quedo con dos personajes:
Cyntia porque es todo amor incontrolado y frustrado, pero que sabe luchar, a su manera, por supuesto, y a pesar de todos sus miedos, cuando encuentra algo por lo que merece la pena luchar: El amor por sus hijas.
De Hortense lo que más me gusta es su aplomo y el darse por completo sin pretender nada a cambio. La escena en la que todo explota me parece genial, ella está tensa, pero no huye porque quiere seguir, pertenecer, formar parte de lo que ha descubierto, su familia.

Creo que es una película a tener en cuenta a partir de 4º ESO.

Desde el punto de vista de la capacidad de mover sentimientos y emociones, la mejor prueba es la riqueza de los comentarios que han hecho los compañeros en este blog, creo que casi todos representan interpretaciones válidas.

Con la verdad llegamos a situaciones más enriquecedoras aunque no fuesen las que inicialmente preveíamos.

Nos vemos en una semana.

Carmen Loureiro Pérez

Teresa Martín dijo...

La película me ha gustado.De entre todos los temas que toca yo destacaria la soledad y la falta de comunicacion.
Es esa falta de comunicacion, entre la madre y la hija, entre las dos cuñadas, lo que motiva que no se conozcan, que no se entiendan, incluso que se vean como enemigas. Bastan unos gestos o unas palabras para lograr un acercamiento y comprenderse, llegar a ponerse en el lugar del otro.
Hortense pierde a su madre adoptiva y es cuando se decide a iniciar la busqueda de su madre biológica.
¿Por que no la busca antes? ¿Quizás es ahora cuando mas nota la soledad?

Teresa dijo...

La película me ha gustado.De entre todos los temas que toca yo destacaria la soledad y la falta de comunicacion.
Es esa falta de comunicacion, entre la madre y la hija, entre las dos cuñadas, lo que motiva que no se conozcan, que no se entiendan, incluso que se vean como enemigas. Bastan unos gestos o unas palabras para lograr un acercamiento y comprenderse, llegar a ponerse en el lugar del otro.
Hortense pierde a su madre adoptiva y es cuando se decide a iniciar la busqueda de su madre biológica.
¿Por que no la busca antes? ¿Quizás es ahora cuando mas nota la soledad?

Anónimo dijo...

Todo el cine de Mike Leigh es una exploración sobre el universo de los sentimientos, exploración siempre realizada en contextos asfixiantes y opresivos donde el pesimismo parece haberse instalado de manera perenne. Sin embargo, Leigh ameniza la mayoría de sus angustiosos guiones con tintes cómicos y con finales esperanzadores que permiten que respiremos tranquilos cuando aparecen los títulos de crédito. La idea central de todas sus películas es la misma: pese a lo que solemos pensar, a menudo los sentimientos nos dominan en vez de nosotros a ellos; sólo los acontecimientos inesperados y traumáticos de la vida nos hacen reaccionar y nos impulsan a tomar las riendas de nuestra vida emocional.
Con Secretos y mentiras, Leigh no pretende sólo que se nos corte la respiración y que la recuperemos riendo o llorando al vaivén emocional de los personajes, sino que nos incita a la reflexión sobre uno de los aspectos más delicados y controvertidos del universo sentimental: la sinceridad. La película va mucho más allá del ñoño mensaje de que mentir es malo, pues indaga en las razones por las que engañamos a los demás y también, y esto es más interesante si cabe, a nosotros mismos. ¿Por qué guardamos secretos? ¿Por qué mentimos? Las razones son retorcidas pero muy reconocibles. Lo que subyace a esos dos “desarreglos” humanos es el miedo a reconocer los propios fallos. Igual que los personajes de la película, todos hacemos un intento desesperado por ocultar nuestros defectos y nuestras equivocaciones, nuestros errores del pasado, nuestros temores ante el futuro, nuestra infelicidad. Como queda patente en las innumerables fotografías que realiza Maurice en su trabajo, tratamos de aparentar lo que no somos, lo que no sentimos. Sólo a unos pocos seres queridos les hacemos partícipes de nuestras debilidades, pero a veces ni siquiera esto, sino que sólo nosotros conocemos nuestro lado defectuoso e incluso en ocasiones nos lo ocultamos a nosotros mismos, tanto es el fastidio que nos produce no ser perfectos. El problema no es sólo la incomunicación con los demás, sino también con nosotros mismos. En el filme encontramos varios ejemplos de ello.
El personaje de la madre encarnado por una espectacular Brenda Blethyn se avergüenza de un pasado sexual poco precavido, hasta el punto de no comunicar a su hija pequeña que tiene una hermana mayor y no querer contar a sus dos hijas -bastardas ambas- quiénes fueron sus padres. Escondiendo esos secretos cree salvaguardar su dignidad, pero provoca indirectamente que su hija pequeña desconfíe de ella y mantengan una relación madre-hija llena de tensión y amargura. Se engaña pensando que guarda secretos por el bien de su hija, pero lo hace por egoísmo, para protegerse a sí misma. Sobre su capacidad para el autoengaño es muy reveladora la escena en la que afirma categóricamente que si ella se hubiera acostado con un hombre negro lo recordaría, para reconocer desconcertada, a los pocos segundos, que sí lo hizo. El asunto es más desconcertante si cabe teniendo en cuenta que ese hombre negro la violó, violación que por cuestiones temporales y el secretismo del parto -no quiso o no la dejaron ver al recién nacido- ella no relacionó con el nacimiento de Hortense. El asunto es confuso en la película por el simple hecho de que es muy confuso en la mente de la protagonista, pero lo que queda claro es su disposición a no ser sincera consigo misma.
El personaje de la cuñada se avergüenza de no poder tener hijos, porque ese hecho significa para ella que su vida se ha detenido, que se ha acabado antes de tiempo, que los sueños y esperanzas en los que ha sido educada deben dejar paso a sueños y esperanzas secundarios, descafeinados. Y no quiere que nadie la mire por encima del hombro, como si su vida estuviera malograda. Comparte con su marido el secreto, pero ambos parecen haber pactado ocultarlo a los demás, sobre todo porque ella imagina que así se siente a salvo del juicio de la sociedad y en especial de su cuñada. La consecuencia de guardar ese secreto es devastadora: su matrimonio se resquebraja porque todo él se centra en la incapacidad para tener niños; su cuñada se convierte en la “archienemiga” a la que desea humillar con todas sus fuerzas por el simple hecho de que ella sí ha tenido hijos; y la relación con su sobrina se ve agriada por una exasperante competición para demostrarle que la quiere más que su propia madre. Incluso cuando está pasando el aspirador por la casa percibimos la tormenta interior que la asola y la impide ser feliz.
La aparición del personaje de Hortense marcará un antes y un después en ese mundo de secretos. Su color negro de piel, que hace acto de presencia en un ambiente de blancos, ya nos indica simbólicamente el contraste que va a representar su visión de la sinceridad respecto a la de su madre y su tía. A Hortense le urge desvelar un secreto que martiriza a muchos niños adoptados: ¿por qué me abandonaron? El deseo de saber la verdad se incrementa al haber muerto sus padres adoptivos. No se trata de simple curiosidad por la verdad, sino que sabe que se enfrenta seguramente a una verdad desagradable, a algo que la puede destrozar interiormente. Pero Hortense es ya una mujer hecha y derecha y es fuerte. Sabe a lo que expone, lo que está en juego, y aún así se arriesga en busca de la verdad, porque intuye que si decide ignorar el pasado no tendrá futuro. Eso es lo que les pasa al resto de los protagonistas: su empeño en olvidar cosas, su miedo a la verdad, les impide vivir, les ha emponzoñado de tal manera que no disfrutan apenas un instante de la vida. Hortense cambiará toda esa visión porque al tiempo que es en sí misma un secreto que se va desvelando, va incitando a los demás a que se den cuenta de que algunos secretos y mentiras deberían tener fecha de caducidad. Como Edipo, Hortense acaba descubriendo que la verdad sobre su padre es terrible, desgarradora, pero al contrario que el héroe griego, es capaz de soportar el peso de la misma, y lejos de cegar sus ojos para no tener que seguir contemplando la realidad, los abre llena de expectación ante su nueva familia.
Al final de la película vemos a las dos hermanastras hablando de salir juntas por la noche y se plantean si sería bueno decir si son hermanas o no. La diferencia de color de piel entre ambas conllevaría quizás demasiadas explicaciones, pero… ¿de qué serviría guardar el secreto?
Diego Calleja

mercedes ledesma dijo...

Te engancha desde el primer momento hasta el último y es inteligente, tierna, sobria.
Aunque al principio parece algo lenta, va tomando una gran fuerza, la fuerza de cada uno de los personajes, los cuales tienen cada uno en si mismo una identidad a estudiar.
La verdad es que, tal como al principio se pinta a la madre, una mujer vulgar e irresponsable, al final, es impresionante:
Resulta que su hija conocida fue fruto de una relación con un hombre, el cual la abandona. Y tal como deja ver que la hija que tuvo a los 15 años fue fruto de, posiblemente, una violación... su vida la vemos de otra forma.

Julia dijo...

¡Saludos a todos!
Me encanta que el tema del ciclo sea la comunicación.
Ya que el “lema” es “cuando la comunicación falla…” propongo una nueva línea de interpretación de la película (me pareció muy interesante la interpretación psicoanalítica).
Propongo analizar la peli desde la perspectiva de la Teoría de la comunicación humana de Paul Watzlawick.
Esta teoría se sintetiza en 5 axiomas básicos, el primero de los cuales encaja a la perfección con el título y tema de la peli:
ES IMPOSIBLE NO COMUNICAR. Los silencios, lo que no se dice, lo que se oculta o se calla, los secretos y las mentiras TAMBIÉN son comunicación.
En la película hay infinidad de ejemplos de cómo los personajes con sus silencios o su incapacidad para hablar envían mensajes contudentes a sus interlocutores (“ no quiero hablar de eso”, “no mereces mi confianza”, “me da vergüenza”…).
Creo que esta reflexión puede ser útil a profesores de Filosofía, de Psicología y de Lengua para indagar en una visión sobre la comunicación diferente a la visión tradicional que suele estudiarse en las distintas asignaturas (emisor, receptor, mensaje,….).
Buscando “Paul Watzlawick” en la Wikipedia aparece un resumen bastante sencillo de los 5 axiomas de su teoría, para quien esté interesado.
Creo que podremos profundizar en ellos al hilo de otras películas del ciclo.

Hasta pronto,
Julia de la Peña Ripodas

Anónimo dijo...

Para mí lo más notorio de esta película es la falta de comunicación que nos transmite y, por otro, el canto a la sinceridad que promulga. Es una película dura, quizás un poco lenta al principio, pero que intenta, y conmigo lo consigue, pellizcarte y remover los sentimientos.

Antonio Vivar Muñoz

Anónimo dijo...

A mí sí me gustó la película,aunque tengo que reconocer que se me hizo excesivamente larga y muy lenta.Yo hubiera suprimido algunas escenas y diálogos.El papel de la protagonista me parece genial como lo desarrolla,y en cuanto al problema de incomunicación que se pone de manifiesto lo entiendo en parte,ya que a una persona cuando le van mal en algunos aspectos de su vida,lo que menos le apetece es hablar,en general,y mucho menos de esos problemas que son recurrentes y no se les ve salida.

marisol dijo...

A mi modo de ver la película hace un cuadro de unas relaciones familiares que fracasan desde el principio porque se han ido entretejiendo sobre la incomunicación y la ocultación de la verdad. Este comportamiento lleva a los protagonistas de la historia a una serie de sentimientos contenidos que afloran a lo largo de la película, pero que no son sino la punta del iceberg de lo que es la frustración y el fracaso de cómo establecer sus relaciones personales y sobre todo familiares.
Sin embargo hay al final un tono esperanzador y optimista que nos hace creer que las cosas pueden cambiar y mejorar. Surge un personaje, el de la hija entregada en adopción, que, como un elemento revulsivo, pone al resto de los personajes en conflicto y hace que los verdaderos sentimientos dejen de dformarse por todos los reproches inconfesables, lo cual significa una auténtica catarsis final.
También hay otro aspecto importante en la historia y es el de la adopción. A través del caso de Hortense podemos ver cómo el ambiente familiar y social positivo han hecho posible que el personaje haya crecido con unos valores diferentes a los de su hermana biológica

Anónimo dijo...

Había visto ya esta película varias veces, y demuestra su calidad el hecho de que siempre puedas descubrir algo nuevo, porque sobre todo plantea interrogantes; queda demostrado por los comentarios de mis compañeros del curso. Soy profesora de filosofía, y me interesan sobre todo las preguntas que puedan plantear mis alumnos, así como la evidencia de la dificultad de contestarlas de manera definitiva. Esta película es enormemente recomenadable para ello. La única pega es la edad del alumnado, y sobre todo, lo poco acostumbrados que están a cierto tipo de cine, más lento, detallista, pausado. Suelo sentirme frustrada cuando proyecto cine como este en el aúla, pues suele aburrirles y terminan por desconectar. Pero no sólo encuetro problemas formales, sino también en el contenido para un alumnado de la ESO. Por la temática, sería apropiada para "Ética y Ciudadanía", en 4º de la ESO, pero creo que la dureza de ciertas escenas, especialmente aquellas entre madre e hija, dónde ésta agrede verbal e incluso físicamente a su madre, me hace dudar sobre su adecuación en este nivel. Su lentitud y la profundidad con la que trata temas fundamentales necesitan, según mi opinión, un alumnado más maduro y preparado para sacar un provecho adecuado de esta magnífica película. En Filosofía de primero de bachillerato podría ayudarme de ella para tratar el tema de la soledad. CReo que es ésta especialmente la que marca el drama de los personajes; soledad en compañía, soledad ante los propios sentimientos y el profundo terror a demostrarlos, porque ello supone mostrar a los demás cuánto se necesita recibir su calor y cariño. En este punto, el personaje de la madre es trágico: necesita de tal manera sentir el calor y afecto de los que la rodean que llega a suplicar un abrazo; espera continuamente cercanía, algo que en momentos nos la muestra rozando el patetismo, tremendamente dependiente de los demás y expuesta al desagrado con que suele tratarla su propia hija; y a la frialdad de su cuñada, y en cierta medida, de su propio hermano. Los personajes se muestran distantes pero a la vez terriblemente necesitados de proximidad e intimidad. No sólo la madre, sino también el hermano, maltratado y abandonado por su propia mujer; ésta, frustrada y asustada, desgarga su incapacidad contra su marido pero se encuentra igualmente necesitada de los demás.
Todos ellos se equivocan en la forma de pedir auxilio, de solicitar ayuda a los que tienen cerca; huyen ante la posibilidad de comunicarlo abiertamente, de expresar con sinceridad sus temores, frustraciones y deseos, su necesidad de mostrar y recibir afecto.

Celia VAldelomar Codejón

Anónimo dijo...

Tutor2.

Hay algún comentario más arriba que aparece sin identidad. Os recordamos que debéis escribir vuestro nombre a fin de que podamos hacer un registro de participaciones en los comentarios.

Un saludo a todos.

Tutor2

Queca dijo...

La película retrata la vida cotidiana de varios personajes de clase social baja y media en el Londres de la década de los noventa (todavía sin móviles). A través del hilo conductor que proporciona su argumento: la búsqueda por parte de la joven Hortense de su madre biológica una vez fallecidos sus padres adoptivos, la película nos hace partícipes de la incomunicación y la soledad de sus personajes, inmersos en un mundo de prejuicios que les lleva a ocultar hechos trascendentales de sus vidas y que por eso mismo les crea frustración. Hay también humor y esperanza en esta película: la posibilidad de aliviar el dolor si se hace partícipe a los que queremos de nuestros secretos y mentiras.
La creación de los personajes es excelente. Resulta especialmente entrañable Maurice, el hermano fotógrafo de Cynthia, siempre entre dos frentes y siempre intentando hacer feliz a los que le rodean, aunque sólo sea durante el segundo que dura el flash de su cámara.

Mª Elena Rodríguez Pérez dijo...

Real como la vida misma y bastante cruda.Lenta, tal vez para demostrar la apatía por la vida de los personajes ,aunque nos mantiene la atención hasta el final.
Por desgracia,la falta de comunicación es un problema bastanta habitual en muchas familias, lo que lleva a una convivencia difícil.
La interpretación de la madre, Cynthia, creo que es sobresaliente y a la vez dramática.
Las vivencias de un grupo de personas son tan intensas que nos contagian y nos absorben todo el tiempo que dura la película.

Mº Elena Rodríguez Pérez.
elena8803@hotmail.com

Anónimo dijo...

Hola buenas.
Mi opinion sobre la pelicula: en primer lugar decir que me ha gustado, aunque tambiém hay que decir que es demasiado lenta en cuanto a la transición de la historia en si; podemos sacarle bastantes ideas y actividades, la tematica a tratar en el aula puede ser muy amplia, desde la comunicación, la importancia de la familia, valorar lo que tenemos y no lo que los demas tiene, la discriminación y una gran inmensidad de temas a debatir en el aula (de la ESO, ya que en primaria sería impensable). Podemos realizar tambien debates de los distintos papeles que encontramos en la trama y de los persoanjes en si, y los distintos niveles socioeconómicos y las causas de los mismos. Como dije al principio creo que es una pelicula a la cual le podemos sacarle mucho provecho.
Un saludo, nos vemos en la proxíma.

Gloria Mª Medina Torrescusa.

Anónimo dijo...

Me ha gustado la película.Tal vez un poco larga ,aunque te va metiendo en la acción y al final ni sientes la incomodidad de las butacas.
Resulta interesante cómo se tratan temas sociales de nuestros días :adopción de hijos,madres solteras,infertilidad etc..
Fundamental el tema de la incomunicación en la familia trasmitido con un cierto hastío ante la vida que disimulan en sus trabajos.Todoslos personajes necesitan cariño, pero nadie lo reclama abiertamente.Se palpa la soledad de cada uno.
Destacaría la escena final del cumpleaños,trágica y cómica a la vez,donde todos se desnudan dialécticamente y todos los secretos y mentiras se convierten en verdades.
No la veo adecuada para Primaria.
Aunque esas situaciones algunos alumnos las vivan en sus carnes, no dejan de ser duras.

Sonia Blanco Cortés

Cintia dijo...

Comparto con todos las excelencias de la película.Hay una frase en boca de Chynthia que retrata por sí sola la monotonía y la tristeza de su vida" Y0 nunca tengo nada que hacer".
Filmar los momentos previos a la toma de las fotografías me parece un recurso perfecto para retratar una variopinta sociedad con el aburrimiento como denominador comúm. Cintia Galache

Anónimo dijo...

A mí sí me gustó la película,aunque tengo que reconocer que se me hizo excesivamente larga y muy lenta.Yo hubiera suprimido algunas escenas y diálogos.El papel de la protagonista me parece genial como lo desarrolla,y en cuanto al problema de incomunicación que se pone de manifiesto lo entiendo en parte,ya que a una persona cuando le van mal en algunos aspectos de su vida,lo que menos le apetece es hablar,en general,y mucho menos de esos problemas que son recurrentes y no se les ve salida.

Herminia Alonso.

05 noviembre, 2008

Evelia Juez Gil dijo...

La película me gusto mucho, aunque al principio me pareció un poco lenta, pero poco a poco se empezó a enlazar todas las historias. Me parece una película muy real, pues el principal problema de todas las familias es la falta de comunicación y la mala interpretación de situaciones o comentarios.
Por último, señalar la magnifica interpretación de la actriz que hacía de madre (Cyntia), pues expresaba muy bien la desesperación y el desánimo que tenia por no recibir cariño y comprensión de las personas que le rodeaban y más concretamente de su hija.
Un saludo. Evelia Juez Gil.

Anónimo dijo...

aaa

Anónimo dijo...

La verdad es que es muy agradable que surjan cursos como éste y si se repiten, mucho mejor aún, máxime cundo la temática se amplía a nuevaos asuntos a los que nos enfrentamos ya no sólo en las aulas sino en el día a día.
"Secretos y mentiras" me ha parecido una buena película, aunque como todo, tiene sus matizaciones.
En cuanto a las cuestiones más o menos técniicas, aquellas que hablan de fotografía, montaje,...no seré yo el qu diga algo pues poco entiendo de eso, auque sí he de decir que muchas veces resultaba un tanto oscura y decadente como era la historia que visionamos. No me gustó mucho el personaje d ela madre que encuentra a su hija, que tiene un mal trabajo, que desespera ante una hija un poco alocada y ante, y sobre todo, el, hecho d eencontrar a una hija que entregó en adopción hace tantos años y de la que no sabía nada. Creo que sobreactuaba o que su papel era demasiado triste, demasiado temeroso, muy tímido...no sé, me ponía nervioso en algunos momentos.
No así la hija, Hortense, serena, tranquila,...demasiado a veces.
En cuanto al trasfondo que podemos extraer de la película, sí hay más cosas que se pueden decir. La necesidad de entregar un hijo que has tenido sin buscarlo ( parece que fue violada por un negro cuando era joven) refleja un asunto que hoy en día está en boga, la cuestión de abortar o no hacerlo y de entregar a una niña que no quieres o no vas a poder cuidar bien. Además, junto a ello en reencuentro de seres queridos, al menos de seres que durante un tiempo no han estado en contacto pero que la fuerza de la sangre, como decía Cervantes, si bien con otro propósito, hace que salgan a relucir cariños y afinidades inexploradas. Aquí un nuevo tema de reflexión. Los padres son los que educan, crían, aman,... o los que "fabrican".
Y por último el hecho propio de las relaciones sociales o familiares. Algo que a muchos nos a acercado a cuestiones personales. Un familiar que lleva el peso de todos, que triunfa, que sabe poner en relación a unos con otros...Aunque también con su pequeña tara, en este caso , no poder tener hijos...pero la culpa no es suya, es su mijer la que no puede...pero él sigue al píe del cañón pese a todo.
Buena película.
José Muñiz Rodríuez

Anónimo dijo...

Reescribo el final...
Y por último el hecho propio de las relaciones sociales o familiares. Algo que a muchos nos ha acercado a cuestiones personales. Un familiar que lleva el peso de todos, que triunfa, que sabe poner en relación a unos con otros...Aunque también con su pequeña tara, en este caso , no poder tener hijos...pero la culpa no es suya, es su mijer la que no puede...pero él sigue al pie del cañón pese a todo.
Buena película.
José Muñiz Rodríguez

Inés María López dijo...

Son muchos los comentarios que se ha hecho sobre la película - que por cierto me gustó mucho - . Destacaría que las dificultades de relación socio – familiar son derivados de los problemas de comunicación que tienen los miembros de la familia. Problemas de comunicación que podemos resumir en: me resulta difícil expresar y compartir lo que siento porque no se lo que van a pensar de mi. Todos intuyen que algo falla en esa dinámica familiar porque se sienten solos, ocultan sentimientos…
Hortense, parece más fuerte y lo es: viene de una catarsis personal e individual que la lleva a buscar a su madre. La encuentra a ella y a su familia y desde su observación y sus silencios les entiende. Ella si quiere hablar de sentimientos, ella si trata de ponerse en el punto de vista de la madre, del tío, de su hermanastra… Su actitud y su llegada provocarán una catarsis, un cambio en ese grupo;sus emociones salen a la luz , y lo más importante: su deseo de compartir con los demás también. Estoy segura de que a partir de ese momento la comunicación abierta entre los miembros hará que mejoren también sus relaciones afectivas.

Sofía dijo...

Confieso que tenía tantas esperanzas en la película que, como siempre que me dicen reiteradamente que es muy buena, acabó por deufradarme. Afortunadamente no mucho. Me pareció algo lenta y excesivamente larga. Creo que se podría haber prescindido de algunas tomas.
Esos minutos de más afortunadamente se compensan con la brillante actuación de la actriz Brenda Blethym, quien, como siempre, me pareció acertadísima.
En cuanto a su valor pedagógico, y después de leer varios de los comentarios que hacen los compañeros, estoy totalmente de acuerdo con que sería muy útil para trabajar con los alumnos de 4º de la ESO y Bachillerato temas como la incomunicación, la soledad, las relaciones familiares... Pero creo que sería aún más adecuado proyectarla en una escuela de padres, pues estas situaciones de incomunicación familiar por desgracia son más frecuentes de lo que imaginamos.
En mis clases de Lengua castellana y Literatura el visionado de esta obra sería útil para trabajar varios aspectos, entre ellos la lengua oral y sus múltiples características y especialmente la adecuación del lenguaje a cada situación comunicativa, y esto no precisamente porque en la película se emplee el lenguaje de una manera ejemplar, sino para mostrar a los alumnos las consecuencias de utilizar el lenguaje de un determinado modo en un momento dado y no de otro.
Un saludo.
Sofía Vaz Romero.

Soni dijo...

La película me ha parecido curiosa y entretenida y aunque con excelente actuaciones, no me parece que tenga mucha aplicación didáctica debido a la antigüedad de la misma y su duración. La visión de la sociedad inglesa resulta en la actualidad desfasada (aunque en ella se traten temas candentes como la incomunicación entre los miembros de una familia, los embarazos no deseados y sus consecuencias, los prejuicios raciales...etc).
Me ha llamado la atención el hecho de que al principio casi todos los personajes estén caricaturizados - a excepción de Hortense y Maurice (-quizás porque son los que menos se mienten a sí mismos). Poco a poco los "personajes-caricaturas" van adquiriendo matices y se van humanizando, entendiendo entonces el espectador la necesidades de las mentiras de unos y la necesidad de encontrar respuestas y verdades por parte de otros. El final, un poco a la manera de shakespeare, es una catarsis colectiva y un restablecimiento del equilibrio en la forma de nuevo comienzo, esta vez más esperanzador.

Sonia Núñez

Anónimo dijo...

Hay mil formas de vivir, mil formas de hacer, mil formas de decir y mil formas de perder. Perder el tiempo, perder la vida, perder la dignidad, perder la sonrisa. Hay espacios de donde no se puede escapar, en los que solo te toca permanecer, donde la ausencia se hace latente y donde la espera se hace aliciente.
El olvido se convirtió en una ilusión y los silencios desgarraron la monotonía aliviando varias almas derrotistas.
Los momentos se desarrollan a un ritmo natural haciéndote partícipe de una sobrecogedora realidad. Una realidad donde se mezcla la ironía y la compasión, la crueldad y ternura. Marcada por una estética social derrotista nos obliga a vincularnos con sus sentimientos.
Todo lo que les falta de comunicación verbal en esta familia, se expresa a través de miradas, gestos, rostros, estética, entorno, y hasta el color y la iluminación tiende a la decadencia. Todo me transmite y me comunica brutalmente.

Celia López Moreno

Soledad dijo...

La verdad duele, pero mucho más duelen las mentiras, te consumen por dentro y hacen que todo a tu alrededor se consuma por igaul aunque sean ajenos a ese secreto. Esta película muestra lo cierto de estas palabras, cómo una persona se ha convertido en un fracaso por esconder un hecho importante en su vida. También muestra la tempestad del descubrimiento y mucho más importante la calma después de ese caos de revelaciones.
Creo que una película muy interesante, creo que los alumnos podrían aprender muchod e ella. Aunque yo propondría una reflexión más allá del tema principal. Haría que buscasen que otros temas aborda la película paralelamente a los hechos que cuenta, pues desvela otros aspectos además de los secretos y las mentiras... como son los temas tabú de la sociedad, los perfiles retratados por el fotógrafo, el desconcierto de lo nuevo, confidencias entre extrañas, el sexo mirado desde dos puntos de vista, la relación entre madre e hija. Tiene mucho jugo esta película esperando a ser exprimido a fondo.

Soledad Palomo Carmona

Anónimo dijo...

Como tema central la falta de comunicación. Nos resulta muy difícil comunicarnos cuando tenemos que llegar al fondo de los problemas, no queremos afrontar la realidad y optamos por callar pero el silencio, con el paso del tiempo, se vuelve en contra nuestra y acabamos por hacer sufrir a los demás.
De manera genial, se nos va ofreciendo la vida de cada personaje de forma aislada para, poco a poco, ir relacionándolos, descubriendo sus secretos y mentiras e ir creando entre ellos estrechos vínculos.

Junto a la incomunicación se tocan otros temas de actualidad como pueden ser la adopción, la soledad en un mundo rodeado de personas,... pero creo que la incomunicación es el eje central y el resto de temas son los motivos que la propician.

Me gustó mucho la película, pero he de decir que me resultó un poco lenta. Tal vez la lentitud, como dicen algunos compañeros, era provocada, pero yo no creo que fuera totalmente necesaria.

Mª Coronada Corral Robles

Ana Isabel Rodríguez Blas dijo...

Como profesora de Educación Especial no trabajaría esta película con mis alumnos (no es adecuada para Primaria). Al alumnado al que considero que podría ir dirigido debería tener un cierto grado de madurez y los alumnos con necesidades no podŕan aprovecharla. Hay que tener en cuenta también la dureza de ciertas escenas y la duración de la película.He disfurtado mucho y me ha gustado bastante la manera de enfocar
los dos grandes temas. Tratados en un principio con cierto pesimismo hasta la aparición de la hija adoptiva con la que llega la esperanza y la sinceridad a la familia.

Ana Isabel Rodríguez Blas

Anónimo dijo...

Por fin puedo hacer mi comentario.Los ordenadores no son lo mio.
La película me ha gustado mucho y la considero recomendable.
La protagonista, una vez que goza de una situación estable personal y profesionalmente, se lanza a la búsqueda de su identidad con una valentía digna de elogio. Cuando encuentra a su familia biológica no es ella la que recibe recompensas afectivas,en un principio, sino la que aporta una nueva vida a todos, sacándolos del agujero en que se hallan metidos.
Película divertida con momentos cómicos que no olvidan en ningún momento el drama de fondo.
Destacaria la escena en la que va a buscar datos sobre sus orígenes, y es atendida por una profesional que con mucho tacto le informa de los peligros en los que puede meterse.
La madre es una interprete genial.
Firmado: Maria Teresa Claver Romero

Anónimo dijo...

La película me ha gustado, si bien , en algunos pasajes, resulta un tanto lenta. El tema y la trama son sencillos, sin grandilocuencias ni efectos pomposos, y accesibles para el espectador medio y poco versado en tecnicismos (como es, por supuesto, mi caso). Buenas interpretatciones de actores poco o nada conocidos y un hilo argumental que, si bien permite intuir el desenlace, mantiene también cierta intriga. Una película de tema más cotidiano de lo que puede parecer y con una carga humana innegable.

Luis-Alonso Rubio Muñoz.

Anónimo dijo...

La pelicula me gustó.
Bastante británica en las escenas, pintas de los personajes y humor.
Lo mejor: las escenas de las fotos.
Lo peor: tenia momentos de desarrollo muy lentos.

MARIA DOLORES VALERO DIEZ

Adela dijo...

Saludos a todos y gracias por los comentarios. Me han parecido muy enriquecedores, sobre todo el de Julia de la Peña.
Aunque algo tarde, ahí va el mío.
La película me ha parecido agradable de ver y tierna.
Si acaso diría que la resolución de los conflictos me resulta excesivamente rápida y simple si la comparamos con la complejidad en el planteamiento de los problemas y con la dificultad de las propias vidas de los personajes.
Me interesa reflexionar sobre la posibilidad de que la palabra, a veces, lleve aparejada la incomunicación. En la película se muestra esto cuando aparece la madre de Hortense tratando de convencer a su hija adolescente de que use anticonceptivos o de que invite a su novio a casa. También lo vemos en el mismo personaje cuando emplea muletillas como "cariño", "mi amor", "tesoro"... dirigidas a cualquiera y en cualquier circunstancia.
Además creo que también se puede pensar sobre si siempre la verdad resulta liberadora ( a la propia Hortense se le niega el conocimiento de la identidad de su padre para protegerla).
Por último, para mí han resultado muy interesantes las imágenes de las fotografías porque daban un contrapunto humorístico pero también porque suponen una metáfora del tema. En todas las fotos hay "secretos y mentiras": en las poses, en las sonrisas forzadas,en los vestidos "de domingo", en el reflejo de los acontecimientos formales y ajenos de la realidad cotidiana de los retratados.
María Adelaida Pérez Álvarez

Anónimo dijo...

Bueno he tardado en escribir el comentario pero aún tengo reciente las ideas principales en la cabeza. Soy licenciada en comunicación audiovisual y por ello estoy acostumbrada a comentar las obras audiovisuales desde otra perspectiva, pero en este caso esta película no destaca por su originalidad estética de los planos y de la postproducción, es una película de actores, sencilla en su tratamiento e inteligible para cualquier espectador. Las apariencias humanas, creo que ese es el tema principal: como guardar las apariencias y no morir en el intento, pisoteando la sinceridad, las emociones,...dar buena cara, y eso es precisamente lo que hacen todos los extras de la película cuando están en la cabina del fotógrafo: ver la sonrisa que quieren que todos veamos y esconder lo que realmente son. En cuanto a interpretación sobra decir que llega fácilmente el mensaje y las sensaciones, el patetismo de los escenarios y las situaciones acrecienta ese ancho rio que separa la realidad de lo que queremos aparentar. Una brisa fresca llega con Hortense: ordenada, inteligente, centrada, es el contrapunto que precipita la lluvia de "sinceridad"que al final moja por igual a todos los personajes.
ROSA CEBALLOS.

Anónimo dijo...

iuiu

Anónimo dijo...

Muy buena la película para tratar el tema de la incomunicación. Todos los demás temas no son sino subsidiarios de éste. Dicho motivo aparece propicio para un comentario pragmático en toda su extensión: desde los personajes hasta el tono y sentir general de la obra.
La elección de los personajes y su caracterización, la relación que hay entre ellos, el discurrir de sus vidas, su lenguaje, su expresión, sus gestos muestran lo que su alma esconde. Son personajes feos, alejados del mundo exterior, lejanía que se manifiesta por la ausencia de palabras de sus bocas y por ende, de sus vidas. Relacionados de manera fea entre sí. Disociados los unos de los otros, únicamente se reconocen por lo desconocido, por aquello de lo que carecen, y parece que entre ellos no hubiera ningún punto en común.
La incomnicación los ha convertido en seres feos por dentro y por fuera.
Al final, cuando todos se abren y dialogan, cuando las palabras los invaden cambian, su mundo se trastoca y es entonces, cuando se reconocen y aparecen las auténticas personas. La belleza de las palabras les ha invadido y les ha salvado.

Mª del Carmen Serrano López

Daniel Alfageme Ramos dijo...

“Secretos y mentiras” es una película que vi hace mucho tiempo, cuando aún estudiaba la carrera, y ahora al revisarla me ha parecido aún más interesante, más real y llena de matices que había olvidado. Sí que recuerdo cuando se llevó la Palma de Oro en Cannes, cuando todo el mundo creía ciegamente que el premio lo obtendría “Rompiendo la olas”, de Lars von Trier. Fue una sorpresa maravillosa que una historia tan intimista y tan pequeña ganara el festival. Efectivamente esta es una cinta modesta y sencilla, llena de silencios, de gritos, de muchos llantos y de bastantes risas. Todo eso la convierte en un una obra imprescindible del cine de los años 90.
El peso de la historia recae sobre Blenda Blethyn, cuya interpretación, como dijeron en su momento en “Días de cine”, debería ser materia de estudio obligatorio en todas las academias de arte dramático del mundo. El momento en el que se nos demuestra que es una actriz portentosa tiene lugar cuando tiene su primera cita con Hortense, y en aquella cafetería vacía, se da cuenta de que, en realidad, aquella optometrista negra, es en realidad su hija. El momento en el que empieza aquella risa nerviosa, con el cigarrillo en la mano, y ésta da paso al llanto más desesperado queda patente el nivel interpretativo de actriz británica.
El mejor momento de la película no es otro que el reencuentro de Maurice y Cinthya. Cuando ella abre la puerta y se encuentra a su hermano, no puede dar crédito. Hablan de cosas banales y al final, en el viejo y destartalado cuarto del padre Cinthya le pide que la abrace fuertemente. Ese momento, en medio de trastos y muebles llenos de polvo, ante la timidez, la incredulidad y cierto sentimiento de culpa del hermano, es el más tierno y más triste de toda la historia. Me parece sencillo, real y duro, dos hermanos que han perdido el contacto, que se vuelven a ver y revisan un pasado común. Toda la película se basa realmente en eso, como la hermana mayor cuidó al pequeño, como se fueron distanciando, llenando el camino de algunas mentiras y bastantes secretos.

Israel dijo...

Secretos y mentiras aparece principalmente como una película de personajes y, a pesar de encuadrarse en el mismo ambiente que toda una corriente de cine británico reciente, heredada de Ken Loach, no trata de analizar aspectos generales como la política, el paro o la diferencia de clases. Este marco, por el que desfilan multitud de tipos pintorescos, tal vez haya sido elegido por el director por su cercanía. Pero sus protagonistas podrían haber funcionado igual en cualquier contexto: en otra clase social, como la de la familia adoptiva de Hortense, cuyos problemas y contradicciones se nos esbozan en una breve secuencia, o en otro ámbito geográfico, tan alejado como Australia, donde el personaje del fotógrafo que había vendido el estudio a Maurice buscó el éxito sin conseguirlo. En este sentido, la ausencia de precaución en las relaciones sexuales es común a Cynthia y a la amiga de Hortense, en épocas y ambientes distintos.
Y es que la economía o el trabajo no aparecen como factores imprescindibles para los personajes. En cambio, la incomunicación, junto con la soledad y la violencia –física o no– que nacen de aquella, constituye el problema básico de todo el relato. De esta forma la película indaga sobre las causas de esa incomunicación, convirtiéndose en una historia de suspense en la que Hortense es la detective y a cuyo final descubrimos al asesino: los complejos de Cynthia y Monica. Esta inseguridad genera, además, la soledad de Maurice, que trata de reconciliar a sus seres queridos, y el odio de Roxanne hacia su madre.
Hortense enciende la mecha que estalla, al final, en el arrebato de Maurice, que está harto de sufrir por los demás. Los secretos desaparecen y los malentendidos se aclaran. Una vez desvelado el enigma se soluciona el conflicto (¿Agatha Christie o Freud?). Sin embargo, ¿qué sucedería realmente después de este happy end? ¿Las mentiras siempre emponzoñan las relaciones sociales? ¿La sinceridad supone en todo caso la mejor opción?

Israel Alberto Cardador Castanedo

Luz dijo...

Aparte de los temas de la incomunicación, la soledad, la mentira, la frustración... que todo el mundo reitera en sus comentarios; podemos observar en la película cómo el medio condiciona a los personajes, uno de los principios naturalistas expuestos por Èmile Zolá a finales del XIX y que constituye uno de los aspectos más obsesivos para mí cuando se trata de indagar en los recovecos del alma humana, tal como hace el director con los personajes que presenta.
Ese medio es hostil para todos, pero lo es especialmente para Cynthia y Roxanne, que se desenvuelven en un terreno decadente de violencia (recordemos la escena en la que Roxanne golpea a Cynthia) y alcoholismo para escapar del pasado y sobrevivir al presente.
Los personajes aparecen caracterizados también por su lenguaje, algo que se aprecia incluso en la versión doblada al castellano, con lo que podemos presuponer la variedad y riqueza lingüística de la versión original. Así, por ejemplo, observamos con angustia el lenguaje desaseado y tosco, salpicado de tacos, del que hace gala Roxanne, sus palabras parecen tropezarse unas con otras sin llegar a expresar nunca un pensamiento coherente ni completo. El tono agradable de Cynthia y las muletillas que repite sin cesar: cielo, cariño o tesoro, nos inspiran ternura y lástima, quizá por ser el personaje más frágil de todos. O el siempre hiriente de la esposa de Maurice, fruto de la amargura por su incapacidad para tener hijos. Maurice y Hortense se expresan en un lenguaje equilibrado y mesurado, Hortense de acuerdo a su pulcra educación.
Estos agonistas se han aferrado a algo para poder sobrevivir a la incomunicación, la soledad o la frustración a la que se han visto abocados: Hortense una vez que ha perdido a su familia adoptiva busca desesperadamente a la biológica. Cynthia encuentra refugio en el alcohol. Roxanne quizá en su atolondrada pareja. Maurice se recrea en su trabajo de fotógrafo y su esposa se afana por cuidar la casa, ya que no puede hacerlo de un hijo.
Hortense aporta orden y paz a una desestructurada familia que ha padecido lo suyo, y quizá pueda parecernos que es uno de los personajes (junto con Maurice) que más amablemente trata el director; pero no olvidemos que únicamente cuando ha perdido a sus padres adoptivos y siente los golpes de la soledad, se decide a buscar a su familia biológica, eso sí, de forma admirablemente serena, pese al daño que pueda causar la verdad.
Si en algún momento trágico de la película (de los muchos que tiene) podemos sentirnos identificados con lo que allí se cuenta, de inmediato se nos arranca la carcajada más hilarante para enfrentarnos a la tragicomedia de la vida.
Sentimientos como el amor, la sinceridad, el rencor o el egoísmo son cuestionados por el director para hacernos reflexionar sobre cómo pueden herirnos y cómo los entendemos.


María de la Luz Romero Rodríguez

Cintia Galache dijo...

Podíamos añadir a lo ya dicho el aspecto costumbrista.Leight se muestra como un estupedo retratista de ritos:El té aparece en tres casiones,si no recuerdo mal,el gesto de Mónica de ir poniendo la tapa del water según va enseñando los cuatos de baño,el detalle de "madre" de reservar el bistec para la hija .... Cintia Galache

Anónimo dijo...

Me ha parecido una película muy buena, aunque creo que los alumnos de secundaria no iban a saber apreciarla, ya que es un transcurso muy lento, y a esas edades, son otras las inquitudes que tienen.
La temática tampoco me parece que pueda ser de su atracción, aunque en el fodo, el tema de la comunicación y de la familia son unos básicos que se deberian inculcar en las aulas.
Ángela Lavado

Anónimo dijo...

El documento audiovisual, me ha parecido interesante y educativo especialmente para favorecer procesos de comunicación que se encuentran estancados y "enquistados", por su escasa movilidad y fluidez.
La obra cinematográfica (como el cine inglés en general) es algo lenta provocando en el espectador cierta sensación de necesidad de acción.
La peli (tendría un marco ideal de proyección en los procesos de formación-selección de padres adoptivos que participan en sesiones de trabajo para la obtención del certificado de idoneidad para poder iniciar los trámites de adopción tanto nacional como internacional.
El momento más explosivo y explícito del film, es cuando todos los miembros de la unidad familiar se "desnudan" y ponen en juego, comparten realidades y verdades sobre su situación (protagonista, hija biológica, hija adoptada, hermano y cuñada) con la presencia testimonial y sorprendida de pareja de su hija y amiga-trabajadora.
Cuando la comunicación (mensajes yo), es fluida, clara y verdadera, suele despertar emociones y sentimientos que ayudan a estabilizar y mejorar las relaciones interpersonales (que antes estaban dominadas por el oscurantismo, la duda y la apariencia.....). Alumno: Pedro Luis Menor Galán

Anónimo dijo...

La película me gustó, aunque me parecía algo lenta.
Considero como ejes temáticos de la misma la falta de comunicación y la soledad.
Sin embargo, para mí lo más destacado ha sido la actitud de Hortense hacia su madre biológica: la dulzura y ausencia total de reproches con que la trata.
María Dolores García Herrera

Anónimo dijo...

De los temas tratados en la película, destaco sobre los demás el tema de la comunicación, que es el enlace entre las diferentes historias. Los demás (adopción, anticoncepción, esterilidad,.. ), me parece que son de "relleno", una escusa para el desarrollo de la película. En relación al tema de la comunicación, va más allá de los conflictos que suelen surgir en las relaciones intergeneracionales o familiares y en como se resuelven. Así, profundiza en los conflictos emocionales de los personajes y nos presenta las características de personalidad que se han desarrollado como consecuencia de sentimientos o incapacidades que nos crean angustia, sentimientos de culpa y nos duelen.No se asumen, se reprimen y salen sin control. En el personaje de Hortensia con conductas histéricas. Su cuñada superficial y enfermiza. la hija socialmente poco adaptada, el hermano bulímico. Es el inconsciente que se revela frentre a la censura.
Los personajes se liberan porque comunican y en ese proceso sacan a la luz y aceptan las propias miserias (verguenzas, miedos, culpas..). El comunicar de forma abiertanos hace menos vulnerables, aunque parezca al reves, ya que nos libera del peso de ocultar, dar un aimagen irreal de nosotros, inventar historias. Al final, cuando los sentimientos, culpas y miedos salen fuera, los personajes se relajan y las relaciones, antes distorsionadas, se normalizan.
la película me ha parecido amena, divertiad. Esto es de agradecer porque te salva de la angustia que te provocan las situaciones tratadas. Los personajes exagerados, histriónicos nos permiten afrontar sus angustias desde una cierta distancia. Vemos en propia carne como el humor nos permite enfrentarnos a nuestras angustias.
En cuanto a las posibilidades pedagógicas, a pesar de ser temas cotidianos (la esterilidad, la maternidad no deseada, la adopción), quizás no sean temas atractivos para tratar la incomunicación con nuestros adolescentes, más motivados por las relaciones entre iguales.

mª pilar gutiérrez villa

Anónimo dijo...

Buf!, una bombona de oxígeno que me me asfixio!!. Ni un minutito de respiro... cuando la sala se reía yo creo (almenos eso es lo que me pasaba a mi) era por NO LLORAR.
Puntos claves que para mí son fundamentales:

1. FALTA DE COMUNICACIÓN: que parece exagerada y que si nos ponemos a pensar, son situaciones que se repiten continuamente en la vida diaria de una familia y no sólo en un entorno familiar sino en cualquier entorno donde convivas diariamente (llamémoslo ambiente laboral).

2. LA APARIENCIA EXTERNA QUE DAN LAS FAMILIAS:
Me llamó mucho la atención la apariencia de las tres familias:ç

A. Fotógrafo y mujer, se acaban de comprar una casita, limpios, economía beuna aparente...

B. Madre e Hija: casa un desastre, suciedad, parece que económicamente andan regular, ellas no cuidan mucho su aspecto, ni vocabulario...

C. Hija adoptiva: resalta el color blanco de su casa, su limpieza, su educación, su vocabulario....

Es surioso cómo todo cuando va mal se alarga o se extrapola al exterior, al igual que si va bien.

Muy buena la actuación, cómo comentó Ramón Pérez en la presentación, de la protagonista. Muy buena las escenas de hacer fotos en el estudio.

Eso sí NO me parece una peli para la ESO, si para 2º Bachillerato pero me encanta la idea de trabajar con ella para escuelas de padres y madres, asociaciones...



Fdo: Manuela Domínguez Vinagre

Anónimo dijo...

La película "secretos y mentiras " me ha encantado.En mi opinión está bastante bien interpretada y además trata temas muy actuales y profundos, y que en el fondo,creo, son los que más nos preocupan,tales como la soledad, la familia, la falta de comunicación,el racismo, el sexo etc.A mí no me ha dejado indiferente pues me ha hecho reflexionar sobre el tipo de vida que llevamos, y que incluso somos unos desconocidos (en ciertos aspectos) para nuestra propia familia.El estrés diario,la falta de diálogo y nuestras propias preocupaciones nos hacen olvidar los problemas y el sufrimiento que sienten nuestras personas más cercanas.La falta de comunicación acentúa nuestro dolor.
Por otro lado el director,pienso, ha sabido cmbinar el drama de los personajes con momentos cómicos,con lo que resulta menos dura y más amena la película.Con la vida pasa algo parecido.El humor es bueno para relativizar las cosas y enfrentarse con más ánimo a la vida.Para mí el principal tema sería la falta de comunicación que hay en la familia fundamentalmente, lo que nos lleva a ser menos felices.En muchas ocasiones los problemas que estaban latentes se solucionan cuando por fin ocurre un suceso extraño.
Esta película tiene mucho mensaje y me parece bastante educativa.La proyectaría para alumnos de 3ºESO en adelante.
Mª Pilar González Sanz.

Anónimo dijo...

El persomaje que a mi parecer es más interesante de la peli es Georges,pues consigue con su actitud cambiar su enrarecido entorno.

Anónimo dijo...

Anónimo dijo...

El persomaje que a mi parecer es más interesante de la peli es Georges,pues consigue con su actitud cambiar su enrarecido entorno.


Maribel Sedas

13 noviembre, 2008

Anónimo dijo...

A mi modo de ver la película hace un cuadro de unas relaciones familiares que fracasan desde el principio porque se han ido entretejiendo sobre la incomunicación y la ocultación de la verdad. Este comportamiento lleva a los protagonistas de la historia a una serie de sentimientos contenidos que afloran a lo largo de la película, pero que no son sino la punta del iceberg de lo que es la frustración y el fracaso de cómo establecer sus relaciones personales y sobre todo familiares.
Sin embargo hay al final un tono esperanzador y optimista que nos hace creer que las cosas pueden cambiar y mejorar. Surge un personaje, el de la hija entregada en adopción, que, como un elemento revulsivo, pone al resto de los personajes en conflicto y hace que los verdaderos sentimientos dejen de dformarse por todos los reproches inconfesables, lo cual significa una auténtica catarsis final.
También hay otro aspecto importante en la historia y es el de la adopción. A través del caso de Hortense podemos ver cómo el ambiente familiar y social positivo han hecho posible que el personaje haya crecido con unos valores diferentes a los de su hermana biológica

Marisol Fallola Sánchez-Herrera

Anónimo dijo...

En cuanto a mi opinión de la película "Secretos y mentiras" de Mide Leigh, no salí muy contenta por ser lenta en su desarrollo y con un decorado casi inexistente, pero la temática está bien, es cierto que los malos entendidos son debidos a la falta de comunicación en la mayoria de los casos, que muchas veces por miedo a ser rechazados no contamos y dejamos pasr el tiempo hasta que salen a la luz por su propio peso o porque alguien de nuestro entorno o fuera de él si se preocupa.
Encontramos notas de humor con la interpretación del actor que hace el papel de fotógrafo, que ya el mismo deja ver en su trabajo diciéndole a sus propios clientes que dejen de ver una sonrisa al posar, porque no demuestran ser felices, tampoco él lo es y eso está muy presente, las fotografías o los retratos dicen mucho de las personas. La actriz que interpreta el papel de madre de Hortense, despierta en mí una tristeza, por ser la incomprendida por una hija menor que no es nada cariñosa, que ni ella misma se hubiese gustado ante un espejo, por eso no crea una empatía, encontrando la trabajadora de la fábrica la delicadeza y sensibilidad en la otra hija, la primera que tuvo. El director hace que el espectador busque el hilo conductor, uniendo tres hisporias en una sola, que en un principio no tenían nada en común, o tal vez mucho

Carmen Franco Méndez

Anónimo dijo...

Por si acaso vuelvo hacer otro comentario porque no veo por ninguna parte el que publiqué, aunque no me resulta difícil hacerlo por lo menos con esta película ya que tienes varios enfoques o argumentos (la incomunicación, el amor, el desprecio, la amistad, la integración, la adopción...)y no dejar atrás la impresionante traducción.
Nada de lo que he visto en la película me ha sorprendido pero sí que me ha incomodado el dramatismo.
Es una película que me quedó marcada durante algunos instantes, pero en definitiva ¡buena!
Mª Victoria Narciso Sández

Anónimo dijo...

La película retrata la vida cotidiana de varios personajes de clase social baja y media en el Londres de la década de los noventa (todavía sin móviles). A través del hilo conductor que proporciona su argumento: la búsqueda por parte de la joven Hortense de su madre biológica una vez fallecidos sus padres adoptivos, la película nos hace partícipes de la incomunicación y la soledad de sus personajes, inmersos en un mundo de prejuicios que les lleva a ocultar hechos trascendentales de sus vidas y que por eso mismo les crea frustración. Hay también humor y esperanza en esta película: la posibilidad de aliviar el dolor si se hace partícipe a los que queremos de nuestros secretos y mentiras.
La creación de los personajes es excelente. Resulta especialmente entrañable Maurice, el hermano fotógrafo de Cynthia, siempre entre dos frentes y siempre intentando hacer feliz a los que le rodean, aunque sólo sea durante el segundo que dura el flash de su cámara.
Enriqueta Fallola Sánchez-Herrera

Anónimo dijo...

La pelicula me parecio bastante interesante, con una aplicación didáctica en secundaria y bachillerato sobre todo; también podria resultar muy adecuada para proyectarla en las escuelas de padres.
La forma de presentar a cada personaje por separado para desarrollar la historia conjunta, dramática, aunque con pinceladas de humor , me parció muy oportuna dado el argumento de la misma.Argumento que desafortunadamente puede resultar cotidiano en muchas familias: la falta de comunicación, pero sobre todo la hipocresia,las mentiras,que sin duda son ,con frecuencia, causa de infinidad de problemas que se proyectan de diversas maneras.
El diálogo,la verdad, la capacidad de asumir los hechos como formas de resolver el conflicto y devolver la paz a la familia, me pareció un final muy esperanzador
Yolanda Carrasco.
20 Noviembre, 2008

Anónimo dijo...

Este trabajo cinematográfico de Mike Leigh recuerda mucho a los de Ken Loach. Son ejemplos de ese cine con poso, reflexivo, y de gusto amargo, de los que tienen mensaje. Estampas crudas en un entorno urbano feo y áspero en el que los personajes protagonistas viven alienados, sin demasiadas escapatorias en un medio que los cerca y no les permite elegir. El trabajo autómata de la madre en la fábrica o el empleo miserable de su hija como barrendera ,máxima expresión de lo que los servidores municipales habrán podido hacer por ella tras la gestión de los impuestos que sumisamente pagará su madre, son manifestación de lo dicho.
Es muy acertada la forma en la que el director traza los ambientes en los que vive Cintya y su hija y el de su hermano. Los apuros económicos, el desorden de la casa matriz en un inhóspito barrio del extrarradio de las primeras y la opulencia, la limpieza histérica del adosado en serie con jardín del segundo, esconden un patio de atrás sucio, húmedo y oscuro: la falta de comunicación, la soledad, la necesidad de un hijo, el recelo de la cuñada nueva rica.
Hortense es la negra que trae luz. Realmente creo que ése es el acierto de Mike Leigh, rompe con un tratamiento convencional del tema del racismo.
Hortense es una mujer negra que intenta poner en su lugar la pieza que le falta para completar el puzzle que es la vida de cualquier ser humano, en este caso, su origen. Ella es ordenada, racionalista, metódica (rechaza la ayuda de la asistenta social para buscar a su madre). En su casa de decoración minimalista impera el blanco y se convierte en símbolo de lo que representará su llegada a la vida de los que ignoran su existencia.
Al final se produce el encuentro, se desvelan secretos y se destruyen mentiras, se recuperan lazos de familia mientras algunos rayos de un tibio sol de ciudad templan el patio de atrás.
Rosa Rodiño Núñez

Anónimo dijo...

La película me pareció buenísima. Disfruté mucho viéndola. ¿Cómo es posible que la falta de comunicación, sobre todo con nuestros más allegados, complique tantísimo las cosas? Cinthia sufre, su hija está completamente "asqueada" de la vida, su queridísimo hermano aparenta estar bien pero está muy triste, su cuñada está amargada. Todos malviven con sus "secretos y mentiras". Y llega Hortense, que busca la verdad, aún sabiendo lo dolorosa que puede ser tanto para ella como para todos los implicados. Ella es diferente a su nueva familia, en muchísimos sentidos, es mucho más culta, su situación económica es envidiable, transpira armonía,... pero además busca la verdad a sus preguntas y llega a cambiar la forma de ser de su madre, con ella está más alegre. más parlanchina y alguna vez no duda en dar muestras de cariño.
Hay mucho más en esta película. El tema de la adopción. Llama la atención que en Gran Bretaña se puedan saber los nombres de tus padres biológicos. Es tan diferente al sistema español. ¿Cuál es mejor? Mucho que hablar sobre ello.
Son todos tan naturales, tan realistas, todo es tan creíble que consigue meterte de lleno en la trama y sufrir y reir con ellos. Eso también es otro punto, el humor, dentro de tantísima frustación. La sesión de fotos del estudio, por ejemplo es buenísima.
La buscaré en versión original. Quiero escuchar esa diferencia de lenguaje entre los distintos personajes que habéis comentado.
Un saludo.
Antonia Pajuelo

Anónimo dijo...

La película "Secretos y mentiras" me ha resultado entretenida: cuando terminó y miré al reloj me sorprendí de lo rápido que habían pasado dos horas.
La película refleja la poca comunicación que existe en muchas familias y la soledad de muchas madres...
Me parece que para ponerla a los alumnos de un instituto es demasiado, como decir, real y abstracta para ellos. Yo creo que se iban a enterar de poco a parte de no tener nada de interés por ella. Además me dió la sensación de que en un 80% de las imágenes algún protagonista estaba fumando o con un vaso de alcohol en la mano, lo que supone una imagen muy negativa para los alumnos...La verdad es que a mí me entró una sed de cervecita producida por esas constantes imágenes impregnadas de alcohol...Nos vemos
Mercedes Rodríguez Saavedra

Anónimo dijo...

Excelente película y magnífica interpretación de Brenda Blethyn.
Nos relata un historia cotidiana con acertado ritmo,mezla de humor y drama, gran cuidado de los detalles y en definitiva con tal maestría que el espectador llega a conectar totalmente con ella.
Como en la vida misma, son muchos los sentimientos que aparecen y que pueden servir de reflexión y de debate. Desde luego, es la falta de una comunicación sincera, el eje central y la causa de tanto sufrimiento no compartido y por tanto no superado. También destacaría cómo la inseguridad y fragilidad de la madre favorece el desarrollo de un carácter duro y rebelde en la hija.
Hortense encarna la sinceridad, la seguridad y la valentía en la vida, que es necesaria asumir, aunque duela.Aparece como el remedio, la cura que esta familia necesita.

Ana Andaluz Carmona

Anónimo dijo...

La película merece la pena ,sobre todo por la magnífica actuación de los personajes principales,a veces da la impresión de que no siguen un guion estricto y que improvisan con gran espontaneidad y desenvoltura sus propias líneas.Destacaría fundamentalmente la actuación de Brenda Blethyn. Se propone un acercamiento intersante a un aspecto inheente de la comunicación humana: las cosas que se quedan por decir porque se evitan y aquello que,por desviación o distorsión se dice pero no de la manera más ajustada a la realidad. Refleja lo que es el seno familiar de una familia obrera inglesa ( la de Cynthia)con las carencias materiales y el bajo nivel de educación qu contrasta con otro ambiente ( el de Hortense). Aparecen situaciones dramáticas llenas de sencillez,sensibilidad y serenidad que cautivan al espectador. Mª Victoria Pérez

Anónimo dijo...

Una película muy dura. Centrada en la incomunicación entre los miembros de una familia dispar.

Me llamó la atención fundamentalmente una escena, aquella donde el hermano decide ir a visitar a la hermana(que por cierto, hace un papelón), por cómo lo abrazó y cómo lo trataba.

Es curioso cómo un secreto a veces es mejor que siga siéndolo, o no? ¿Qué es lo mejor? decir la verdad toda la verdad y nada más que la verdad... Queremos escucharla o es mejor fingir que todo está bien, porqué contarla después de tanto tiempo ocultando....

Mª Dolores Miguel Hontiyuelo

Anónimo dijo...

Vuelvo a comentar, que ayer no estaba yo muy inspirada para escribir...

Película muy dramática, cargada de una violencia verbal muy dura. Resaltar la labor de los personajes, en especial la de la madre.

La escena donde la madre habla con su hija y esta le dice a su madre "NO HABERTE BAJADO LAS BRAGAS"... es un claro ejemplo de la crudeza verbal en la que se desarrolla la película.

La hija que dió en adopción, endulza la película de una manera muy fina (hasta su casa da un aspecto dew tranquilidad)

Los secretos que en principio parecen algo positivo, una ventaja, a la larga se generan por él TRAUMAS, porque algo oculto genera una falta de coherencia que los nuevos miembros de la familia no entienden.

Mª. Dolores Miguel Hontiyuelo

Anónimo dijo...

Secretos y mentiras:

Bajo mi punto de vista, Secretos y mentiras, sobresale entre las demás películas a comentar. A decir verdad, en el trascurso de la trama los Sentimientos, pasiones, crisis personales, crisis de pareja, madurez e identidad, se desarrollan con tanta intensidad que podría conducir a que el film resultara demasiado duro sino fuera por los toques de humor con los que es salpicado.
Considero inquietante el planteamiento sobre la comunicación en la familia. Una de las verdades que compartimos la mayoría es que la comunicación es un difícil elemento que supone los mayores quebraderos de cabeza. Si la comunicación es fluida, puede acarrear comentarios cuyos significados no se interpreten de la manera esperada pudiendo dar lugar a discusiones. Si la comunicación es inexistente las discusiones están siempre presentes.
El problema de cualquier familia es poder encontrar el equilibrio, y si esto parece difícil en muchos casos, podría ser imposible en la familia de Cynthia.
En su caso, el elemento que proporciona la armonía es la hija aparecida tras haber sido dada en adopción Hortensia, que es la responsable de dotar de cariño y emoción el corazón de la excéntrica madre biológica.
Con respecto al resto de familiares, una hija que enloquece a Cynthia por su actitud vacía ante la vida y que aparentemente no tiene nada en común con su madre. Y el final, de apariencia feliz, es en realidad sumamente ambiguo.

La interpretación de Brenda Blethyn es sobresaliente y muy digna la de Marinanne Jean-Baptiste.


Purificación Pinto C.

Anónimo dijo...

Esta pelicula refleja sobretodo la necesidad intrinseca que el ser humano tiene en conocer sus origenes, tal vez como una inaplazable necesidad de conformar la personalidad del individuo,;sin cuyas referencias dificilmente podria resolver las carencias afectivas que aporta la extructura familiar.Cuando essta falta o la persona la desconoce parece que surge un estado emocional de angustia, interrogantes que no pueden ser satisfechos sin la creación del vinculo que aporta el reencuentro de sus raices. Es el caso que parece representarHortense. Pese a que disfruta de una posición social exenta de necesidades en cuanto a carencias materiales se refiere, tiene la necesidad de resolver "el eslabon" o tramo de su vida que desconoce.
Cuando Hortense decide iniciar el procedimiento de seguimiento en busca de sius origenes encuentra un "panorama" con el que ,en un principio, no se identifica, al menos con su actual modelo de vida;más bien lo contrario.Tanto su madre, hermanastra y tio están sumergidos en un estado de desequilibrio familiar, sin cohesión familiar donde únicamente cada uno, a su modo,están entregados, individualmente,a una actividad de supervivencia..
La aparición de Hortense constituye un revulsivo en cada uno de ellos.Cada uno tiene que desprenderse de su mascara autoprotectora y exige la aportación de estar dispuesto a superar las barreras y actitudes en las que cada uno estaba posicionado, sustentado en una percepción distorsionada unos con respectos a los otros. El dialogo consigue reajustar sus vidas,una vez que todos, de forma reciproca, se aceptan.



JOSE MARIA MARQUEZ PANIAGUA
DNI 8767631-P

Anónimo dijo...

Esta película intenta y tal vez consigue impactar al espectador por su contenido y la realidad que muestra, es un película llena de mensajes. Es esa clase de cine del que puedes extraer reflexiones educativas como por ejemplo la importancia de la familia y la necesidad de todo individuo de encontrar su origen y un arraigo familiar.

Rafael L. Carballo López

Anónimo dijo...

Creo que el tema central es la tensión que genera la mala comunicación y sus dificultades, para lo que el director se vale de la clase social media inglesa. Una clase social corriente, como corrientes le deben parecer al director estos problemas de comunicación, que afloran, precisamenrte, con las personas más cercanas y en lo cotidiano del hogar.
Por otra parte, los momentos cómicos que tiene dulcifican el mensaje: la soledad.
Personalmente, la película me ha gustado.

Benilde Álvarez Córdoba

Anónimo dijo...

Me ha gustado mucho esta película y sin duda son muchos los temas que podemos tratar con ella. La incomunicación parece el más obvio como se nos adelanta con el título de la película. Pero no es el único: la necesidad de cariño, los prejuicios, la superación de los miedos y de los acontecimientos dramáticos, el rechazo social, el maltrato psicológico en el seno de la familia (es inaceptable la manera en la que Roxanne trata a su madre), la ausencia de racismo y el obvio clasismo,... Y seguro que un segundo visionado me hará descubrir aún más matices que analizar para seleccionar fragmentos que tratar en alguna tutoría.

Mercedes Vaca Romero

Anónimo dijo...

Me ha parecido una película muy interesante y con unos personajes dignos de un profundo análisis. Cada uno de ellos nos lleva a una manera distinta de afrontar los problemas de la vida. La incomunicación y el desequilibrio de Cintia tienen su origen en las mentiras y los secretos que no se atreve a desvelar. Hortensia, por otro lado, se muestra más centrada y calmada, de hecho no da el paso de buscar a su familia biológica hasta que sabe que esto no tendrá consecuencias para la adoptiva. Roxanne, la otra hija de Cintia es cruel e impasible con ella quizá culpándola por el tipo de vida que le ha tocado vivir como consecuencia de los actos de su madre. Maurice esconde tras su amabilidad una gran frustración que él y su mujer esconden a los demás... Sin duda una de las mejores películas del ciclo.

Mª Belén Vaca Romero

Anónimo dijo...

Viaje a través de las relaciones establecidas entre los miembros de una familia modesta que vive a las afueras de Londres, con fiel reflejo de las emociones y sentimientos puestos en juego.
El hilo conductor de esta historia es muy simple: tras la muerte de su madre adoptiva, su hija se embarca en la búsqueda de sus verdaderos orígenes. Este argumento da pie a poner en escena una amplia gama de sentimientos y emociones que van desde la crueldad más desgarradora hasta la más entrañable ternura.
Este trabajo, es una muestra evidente de la gran cantidad de problemas a los que puede dar lugar la falta de comunicación, por lo que sería muy recomendado si en el aula quisiéramos tratar este problema.

Mercedes Gómez Almeida.

Prof Manuel Pimienta dijo...

“Secretos y mentiras” pertenece al tan de moda cine social inglés, caracterizado por un retrato realista de la sociedad británica, no exento en muchas ocasiones de excelentes gotas de humor. Realmente no me parece de las películas más logradas ni de mayor interés didáctico sobre el tema (una forma eufemística de decir que no me gustó demasiado, mejor dicho, me resultó un tanto indiferente). Reconozco el buen trabajo del director sobre todo en cuanto a personajes y retrato social, pero la historia no me llegó a captar en ningún momento. He echado en falta ese toque de humor de películas como “Brassed off” (Tocando el viento) de Mark Herman, de la misma época (1997). Vale, no son comparables pues Secretos y mentiras trata tema más intangible como la hipocresía o la incomunicación, mientras que Tocando el viento se sumerge en problemas sociales más concretos (similares a los de la conocidísima Full Monty, pero mucho más impactante desde mi punto de vista). También me recordó un tanto esta película a Familia, de F. León de Aranoa.
Su utilidad didáctica me parece limitada, y realmente creo que no la utilizaría en clase pues a los alumnos les resultaría aburrida. Insito en que sé que no son comparables pero utilizaría como cine social en clase antes Tocando el viento u Oriente es oriente, que vimos en la edición anterior

Manuel Pimienta

¿Dónde estamos?


Ver CPR de Badajoz en un mapa más grande